Alimentación baja en FODMAP´s para 

Síndrome de Intestino Irritable o Colon Irritable y mucho más

¿Qué significa alimentación baja en FODMAP´s?

Es un plan de alimentación de duración limitada que pretende reducir la ingesta de hidratos de carbono de cadena corta fermentables, conocidas como FODMAP´s (sacáridos y polioles).

 

Algunas personas puedes tener dificultad a la hora de digerir este tipo de hidrato de carbono, y por lo tanto pasan al intestino grueso para su fermentación sin haber sido digeridos adecuadamente. Esto  provoca síntomas  intestinales tales como  hinchazón y dolor abdominal, exceso de gas, diarrea y/o estreñimiento; cansancio y fatiga entre otros.

Estos síntomas se deben a la producción excesiva de dióxido de carbono, hidrógeno y metano, así como cambios en la absorción de agua durante la fermentación. En muchos casos la calidad de vida del paciente que los sufre se ve muy afectada.

Lo positivo es que cuando se identifica y reduce las cantidades de este tipo de hidratos de carbono o FODMAP en la alimentación, el paciente nota una mejoría significante tanto de los síntomas como de la calidad de vida.

¿Me puedo beneficiar de una alimentación baja en FODMAP´s?

En qué situaciones está indicada alimentación baja en FODMAP´s:

  • Pacientes que han sido diagnosticadas de Síndrome de Intestino Irritable o Colon Irritable

  • Pacientes que presentan distensión abdominal o hinchazón con dolor intenso, diarrea y/o estreñimiento recurrente pero que no padecen enfermedad de Crhon, Colitis Ulcerosa, Enfermedad celiaca u otras patologías digestivas.

  • También se pueden beneficiar de esta intervención pacientes con Enfermedad de Crhon y Colitis Ulcerosa durante las remisiones.

  • Personas que han tomado medidas dietéticas básicas como consumir más fibra, aumentar la ingesta de agua, realizar actividad física pero que continúan teniendo problemas intestinales. 

 

Cada vez más se emplea más en pacientes con fibromialgía, migrañas inducidas por alimentos, sobrecrecimiento bacteriano intestinal (SIBO), endometriosis y se considera su uso en enfermedades inflamatorias autoinmunes como la artritis rehumatoide.   

En que consiste el plan de alimentación bajo en FODMAP´s

Hay que tener presente que esta intervención no es una dieta de eliminación tradicional, donde se eliminan grupos de alimentos o sustancias químicas presentes en ciertos alimentos, sino que se trata de la reducción de hidratos de carbono de cadena corta. 

 

Se trata de una intervención nutricional que dura aproximadamente de 16 a 20 semanas y consiste de tres fases, hasta instaurar un plan de alimentación que mantiene al paciente libre de síntomas. 

Las tres fases se dividen en: eliminación (2 a 6 semanas), re-introducción programada (10 semanas) y diseño de plan de alimentación a largo plazo (4 semanas). 

Si consideras que te puedes beneficiar de esta intervención debes saber que no es recomendable hacerlo por tu cuenta. 

Es necesario que te pongas en contacto con un profesional en nutrición y dietética con experiencia ya que es importante que durante el proceso tu ingesta de alimentos sea lo más óptima posible y no aparezcan deficiencias nutricionales.